Los grupos familiares y de convivencia se han modificado en los últimos años como consecuencia de la evolución de la sociedad. En la actualidad, cada vez mas la familia tradicional está diluyéndose, para dar pie a nuevos esquemas de convivencia. Por lo anterior, el diseño de vivienda debe actualizarse conforme a las necesidades de los usuarios y los nuevos estilos de vida.